Vía libre para la comercialización de los arribazones del alga asiática y su transformación en cordones de zapatos

Se trata iniciar el procedimiento por el cual queda anulada la prohibición de comercialización y tenencia de la especie Rugulopteryx okamurae para poder utilizarlas en la fabricación de cordones de zapatos en lugar de de otro producto con el que se venía haciendo

Vía libre para la comercialización de los arribazones del alga asiática y su transformación en cordones de zapatos

 

Desde diferentes ámbitos, pero en especial desde Aula-Taller ‘Algas del Estrecho’ se ha defendido siempre que una posible solución pasa irremediablemente por la valorización del alga invasora en el Estrecho. Es decir, la puesta en práctica de experiencias de aprovechamiento de los arribazones de las algas y su transformación en productor comerciables ya sean a través de la industria cosmética farmacéutica o de cualquier otro tipo. En ese cometido trabaja de manera constante e incansable desde hace años la asociación, escuela taller.

 

Hace poco más de un mes anunciábamos en exclusiva en las páginas de este diario que la Asociación “Algas del Estrecho” y la empresa española ELDAPLANT suscribían un acuerdo de colaboración para crear cordones de zapatos a partir de los arribazones del alga asiática, la invasora Rugulopteryx okamurae. De hecho, contamos cómo tras el pertinente permiso de la Delegación Territorial de Agricultura, Ganadería, Pesca y desarrollo Sostenible, así como de la A.P.B.A. alumnas de este taller llevaban a cabo en la Playa de La Caleta la recogida y el envío a la empresa alicantina de un primer muestreo del alga asiática para su análisis y posible tratamiento. Hoy podemos avanzar que esos estudios van por buen camino y que fruto de los mismos miembros de la asociación, tras la reciente declaración como especie invasora por parte del Gobierno de la Nación, mantuvieron ayer jueves día 10 de diciembre un encuentro con el coordinador de la Administración General del Estado en la Comarca del Campo de Gibraltar, Francisco Gil, para iniciar el procedimiento por el cual quede anulada la prohibición de comercialización y tenencia de la especie Rugulopteryx okamurae.

 

Durante el referido encuentro se analizó en profundidad el proyecto que la asociación pretende llevar a cabo con el objetivo de sufragar los costes de su eliminación por medio de su valorización. El proyecto “Propuesta de Estudio para la valorización del alga invasora en el Estrecho” detalla todos los términos de este aprovechamiento que se basa en la sustitución del producto que actualmente se utiliza para ello por alga invasora en polvo en las mezclas para fabricar productos del zapato con la empresa ELDAPLANT.

 

Según han confirmado fuentes de la asociación a este diario, los estudios revelan que para la viabilidad de este proyecto sería necesaria la cantidad de 30 toneladas de alga en peso fresco, un 0,5% de la estimación total prevista para 2021, recolectándose exclusivamente de los enormes arribazones varados en las playas del término municipal tarifeño. Nunca con actuación extractiva en los fondos, sin actuación mecánica, como apoyo a un futuro Plan de Contingencia que elimine todos los semilleros que éstos suponen. Así, esta nueva alternativa se convierte, en una posibilidad más que factible para no solo acabar con los arribazones de algas de los que tanto se han quejado usuarios de playas y representantes del sector turístico, sino que además estas extracciones servirían como contención a la reproducción por esporas de esta especie invasiva que tanto daño está causando al ecosistema marino y a quienes como los marineros, dependen de él.

 

La Asociación Algas del Estrecho ha confirmado del mismo modo que “ya ha mantenido contactos muy positivos con el Ayuntamiento de Tarifa y la APBA, gestores de las zonas de recolección. No obstante, están a la espera de suscribir un acuerdo con la Junta de Andalucía -que tiene competencia en las especies invasoras- para conseguir la autorización de recolección. En este cometido la asociación cuenta con un as en la manga y es la histórica colaboración y acciones conjuntas con el Parque Natural del Estrecho, que hasta llegó a conseguir el Premio Experiencias Inspiradoras 2018 de EUROPARC.

 

Así, si hace un mes adelantábamos la exclusiva de una posibilidad, hoy nos mostramos orgullosos de avanzar que tal posibilidad puede convertirse en todo un hecho y, si no en una solución definitiva una solución parcial al grave problema y amenaza en que se ha convertido el alga asiática.

 

Comentarios