El Miteco consulta a las Cofradías de Pescadores para conocer el impacto del alga invasora en la pesca

En un cuestionario elaborado por la Universidad de Málaga y de cara a posibles ayudas económicas se pide información sobre el inicio de la afectación, localidades o tramo afectados, distancia a la costa más cercana afectada, profundidad de afectación; modalidad de pesca y especies afectadas y si se ha tenido que realizar capturas fuera del área habitual de pesca

retiradaalgas
Retirada de arribazones de alga de la playa de Los Lances/Shus Terán
El Miteco consulta a las Cofradías de Pescadores para conocer el impacto del alga invasora en la pesca

El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Miteco ha iniciado una campaña entre las cofradías de pecadores para conocer la incidencia que el alga asiática invasora está causando a la actividad pesquera teniendo como referencia de fecha el año 2014.

 

Así, mediante el trabajo de la Universidad de Málaga bajo la supervención del doctor, Félix Figueroa, se ha ideado un cuestionario que se hará llegar a todas las cofradías de pesca de Andalucía en el que se solicita a las mismas, información sobre “la presencia y afectación del alga exótica, Rugulopterix Okamurae.

 

Mediante este sondeo se pregunta por: El inicio de la afectación, tanto el mes como el año; localidades o tramo afectados con la presencia del alga; distancia a la costa más cercana afectada por el alga; profundidad de afectación; modalidad de pesca y especies afectadas; y si se ha tenido que realizar capturas fuera del área habitual de pesca debido a la presencia del alga.

 

Se completa el cuestionario mediante la petición de detalles sobre el coste del impacto, periodo, especies además de la solicitud de información de estrategias de limpiezas en las embarcaciones y tierra, así como otras observaciones y detalles a tener en cuenta.

 

Desde la Mesa Ciudadana sobre el Alga Invasora a través de Francisco Petisme, uno de los responsables junto a Lorena Blázquez del Informe Jurídico-Técnico sobre la competencia en la recogida del alga invasora en el que rechaza que los arribazones sean “residuos en origen” y apunta a su retirada de las playas como de responsabilidad de la Junta por tner las competencias en “aguas interiores. Además de exigir responsabilidad patrimonial a la Junta de Andalucía, se ha valorado positivamente este mecanismo que se entiende como “una respuesta a las demandas planteadas desde la Mesa y un paso más en búsqueda de una solución efectiva al desastre natural y económico que ha supuesto el alga asiática”.

 

Especie declarada exótica 

 

Desde el 1 de diciembre del año 2020 y como trámite indispensable para trazar estrategias tanto económicas a través de indemnizaciones como de actuaciones para combatir o facilitar el aprovechamiento y comercialización mediante productos derivados de los arribazones, del alga asiática, la Rugulopterix Okamurae forma parte del catálogo de especies exóticas invasoras. Ahora este trámite resulta del mismo modo indispensable para seguir conociendo las características de esta especie al objeto de poder combatirla.

Desde la Mesa sobre el Alga Invasora, se pide ahora a las cofradías en general y a la de Tarifa en particular, la máxima celeridad la recopilación de datos y sobre todo, se pide objetividad y se informe de manera real de la afección, al objeto de que estos documentos se conviertan en herramientas útiles que puedan definir en el futuro ayudas económicas y de contención de esta plaga

 

Identificación en la Memoría Técnica del MITECO

 

Rugulopteryx okamurae presenta un ciclo de vida digenético isomórfico, donde alternan una fase gametofítica y una esporofítica morfológicamente idénticas, caracterizadas por talos acintados con ramificación dicótoma que pueden alcanzar hasta los 30 cm de altura. En las poblaciones introducidas no se ha podido confirmar la presencia de la fase gametofítica. Anatómicamente, los talos presentan una capa cortical monostratificada y una medular que alterna partes monoestratificadas y pluriestratificadas; el crecimiento se da por una célula apical.

La reproducción tiene lugar por mecanismos sexuales (tetrasporas meióticas), asexuales (monosporas mitóticas) y vegetativos (formación de propágulos), estos dos últimos de manera abundante y frecuente en las poblaciones introducidas, que pueden explicar la proliferación masiva de la especie por mecanismos clónicos. Se trata de una especie perenne, si bien se desconoce su fenología vegetativa y reproductiva en su área introducida.

 

R. okamurae es una especie marina. La cobertura que presenta depende del tipo de sustrato y de la profundidad. Según ha informado la Junta de Andalucía, en las poblaciones introducidas en el Estrecho de Gibraltar, la cobertura sobre fondo rocoso puede alcanzar valores entre el 70-90% hasta los 20-30 m de profundidad, disminuyendo a partir de esa profundidad (García-Gómez et al. 2018; Sampere-Valverde et al. 2019; Altamirano et al. obs. pers.), habiéndose observado que entre los 5 y 20 m de profundidad la especie subre sin interrupción kilómetros de fondos rocosos del Estrecho, con coberturas del 80 al 100% del fondo marino. También se han observado ejemplares de R. okamurae asentados sobre fondo blando, fijados sobre pequeñas rocas o bivalvos enterrados, pero con una ocupación más reducida del espacio (Altamirano et al. obs. pers.).

Comentarios