Tarifaaldia

La Guardia Civil salva a un inmigrante que fue arrojado al mar desde una moto de agua

La persona  rescatada es mayor de edad y tiene nacionalidad marroquí, tratándose de un inmigrante irregular. El piloto de la moto de agua  se dirigió hacia la zona de Oliveros y al poco de  tocar tierra fue detenido por una patrulla del Instituto Armado. El segundo acompañante fue también localizado y entregado a Cuerpo Nacional de Policía.

La Guardia Civil salva a un inmigrante que fue arrojado al mar desde una moto de agua


La Guardia Civil ha detenido en Tarifa a una persona como autora de un presunto delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, quien supuestamente habría introducido dos inmigrantes irregulares en territorio español pilotando una moto de agua. 
 
La Central Operativa de Servicios (COS) de la Comandancia de Algeciras detectó en la tarde de ayer, a través del Servicio Integrado de Vigilancia Exterior (SIVE), la presencia de una moto de agua que desde Marruecos se dirigían hacía costas españolas, con rumbo a la zona de Oliveros en el término municipal de Tarifa.
 
En vista de ello, la central COS activó un dispositivo operativo marítimo y terrestre, que contó con la participación de varias patrullas de la Compañía de Tarifa así como con el apoyo del helicóptero del Servicio de Vigilancia Aduanera.
 
Una vez personada en la zona en que se encontraba la moto de agua, la embarcación del Servicio Marítimo, le indica al piloto que se detenga, a lo que hace caso omiso y arroja a una de las personas que iban en la moto al agua la cuál es rescatada por la Guardia Civil.
 
Tras una batida en la zona donde se produjo el desembarco de los otros dos ocupantes de la moto acuática, éstos fueron localizados. El piloto fue detenido tras un breve forcejeo con los Guardias Civiles los cuáles sufrieron lesiones de carácter leve.    
 
La Fuerza Actuante procedió a su detención por un supuesto delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros.
 
El Puesto de Tarifa de la Guardia Civil ha instruido las correspondientes diligencias policiales por un presunto delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, siendo puestas a disposición judicial.
 
Por su parte los dos ciudadanos extranjeros, de nacionalidad marroquí, han sido puestos a disposición de Policía Nacional.
 
Se significa que la Guardia Civil tiene establecido un dispositivo específico para actuar contra las actividades de las organizaciones criminales que trafican con inmigrantes irregulares, a cambio de importantes cantidades de dinero por transportarlos en motos de agua.

Comentarios