La gran incógnita "¿Cómo abastecer Atlanterra con un embalse que cada vez tiene menos agua?"

AGADEN-EA no entienden cómo se aprueba el abastecimiento de Atlanterra con agua del Almodóvar si no hay recurso hídrico y cree que “el plan no es más que una encubierta para la concesión de nuevas licencias de obras”

El pantano de Almodóvar tiene solo 5,68 hm3, siendo la pluviometría acumulada en el año hidrológico del año anterior (2019) de un volumen de 3,79 hm³/S.T.
El pantano de Almodóvar tiene solo 5,68 hm3, siendo la pluviometría acumulada en el año hidrológico del año anterior (2019) de un volumen de 3,79 hm³/S.T.
La gran incógnita "¿Cómo abastecer Atlanterra con un embalse que cada vez tiene menos agua?"

 

AGADEN-Ecologistas en Acción ha lamentado y criticado el anunciado Plan Especial de Infraestructuras que pretende conectar el núcleo vacacional de Atlanterra con el pantano de Almodóvar, con el objeto de -según las administraciones implicadas (Junta y Ayuntamiento) de “reforzar el actual suministro de agua potable a los sectores UA-1, SA-1 y el núcleo del Almarchal con una obra que permitirá la suficiencia de los recursos hídricos en condiciones de seguridad y salubridad”. Asegura la alianza ecologista que en apenas “dos semanas la Comisión Territorial de Ordenación del Territorio y Urbanismo de Cádiz ha dado el OK a la conexión desde el Almodóvar a Atlanterra. Dos semanas en las que AGADEN-EA supone no han invertido en leer ni las sugerencias presentadas por diversos colectivos, así como la revisión de una serie de detalles en dicho Plan que chirrían”.

Para la organización ecologista “dicho proyecto promovido por la Junta de Compensación del Sector SA-1, ‘Atlanterra Golf’ y no por el Consistorio, adolece de claridad y solo viene a reforzar (con la venia del Ayuntamiento de Tarifa) la creencia de que el territorio, así como los recursos naturales, son infinitos”.

En las alegaciones presentadas por los ecologistas se recogen hechos importantes como que la denominada “alternativa 0”. es decir, “la que debería ser la no realización del plan, no es más que una alternativa inviable, pero que paradójicamente ya se encuentra realizada sobre el terreno y para mayor inri, dicha alternativa realmente conecta sectores de Atlanterra con los pozos de la Oscuridad en el término municipal de Barbate, con lo que no se entiende el por qué se contempla esta opción en el plan”.

Los ecologistas señalan que “ya en el 2018 la Delegación Territorial en Cádiz de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio en referencia al Proyecto de Red de Abastecimiento desde el embalse de Almodóvar-Facinas, exponía que “se determina estudiar otras alternativas como el abastecimiento al núcleo de Atlanterra a través del Consorcio de Aguas de Zona Gaditana, dada la limitada capacidad del embalse de Almodóvar y al importante aumento del consumo previsto tras la incorporación de la urbanización Atlanterra al sistema de agua regulada de Tarifa, para poder así garantizar el aumento de suministro al conjunto del territorio“. Tal y como AGADEN-EA indica, la propia junta a través de los informes Hídricos Anuales refleja la situación del año hidrológico donde se deja claro la disminución notoria de la Demarcación hidrográfica del Guadalete-Barbate (entre otras)”.

La capacidad del Embalse de Almodóvar es de 5,68 hm3, siendo la pluviometría acumulada en el año hidrológico del año anterior (2019) de un volumen de 3,79 hm³ y tal y como se plantean la situación climática que venimos padeciendo, no va a ir a mejor.

 

Para AGADEN-EA “este plan no es más que una encubierta que viene a dar solución al aporte de agua para la concesión de nuevas licencias de obras, ya que como podemos leer en la Memoria del Proyecto de Urbanización del Plan Parcial SA1 “Cabo de Plata”, aprobado definitivamente el 23 de abril de 2012, recoge en el informe de la Agencia Andaluza del Agua, donde éste presta su conformidad al proyecto de urbanización, el cual deberá cumplir en su ejecución una serie de condicionantes los cuales se citan entre ellos: “Las obras de conexión con la red existente, deberán estar resueltas con carácter previo al otorgamiento de la licencia de primera ocupación, algo que es evidente ya que, si no, no podría existir dicho suministro de agua necesario”.

Para los ecologistas “es una desfachatez el que el Ayuntamiento de Tarifa, a través de la infinidad de Planes Especiales que quiere aprobar, sigue manteniendo un modelo de desarrollo de dicho término que sigue adorando al ladrillo y apuesta por cambios en usos de suelo y por tanto agotamiento de recursos naturales de diversa índole. El Consistorio debería realizar un balance de la sinergia de todos los proyectos que se pretenden realizar en el término, pues existe una problemática de partida y que es la que aquí ahora abordamos: la ausencia total de agua para tanto proyecto y la imposibilidad de que, tal y como queda recogido en el PGOU de Tarifa, de abastecer los ya actuales asentamientos de diversa índole con manantiales propios de Tarifa y del embalse de Almodóvar. Un despropósito por parte de un Consistorio que bien podría empezar a buscar alternativas a esta desfachatez urbanística y no estar hipotecando el futuro de los tarifeños”.

 

Valdevaqueros tres cuartos de lo mismo

 

AGADEN-EA también se ha pronunciado recientemente contrario a la edificabilidad (por muy verde que se venda) del sector SL-1 Valdevaqueros, aduciendo entre otras cuestiones como la afección e impacto antrópico al entorno de Valdevaqueros, las carencias de infraesctructuras hídricas para garantizar el suministro y el saneamiento de nuevas construcciones urbanística en este entorno privilegiado.

Comentarios