15:56 h. Jueves, 22 de agosto de 2019

La fiebre Aftosa y las elecciones retrasan hasta octubre la feria ganadera ‘Ciudad de Tarifa’

La alerta sanitaria realizada por el Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación por los brotes originados en el norte de Marruecos trasladan al evento ganadero a la fecha del 10 al 13

Tarifaaldia.es/Shus Terán  |  21 de febrero de 2019 (11:48 h.)
Más acciones:

 

Recordamos que en su primera edición y cuando todo estaba preparado para su celebración, retomando así el propio germen y origen de las fiestas patronales y actual feria de Tarifa, el evento tuvo que ser suspendido por la aparición de un brote de la llamada ‘Lengua Azul’ que puso en jaque a buena parte del sector ganadero del sur de la península. En su quinta edición, volvió a registrarse un brote de ‘Lengua Azul’ y aunque hubo restricciones de la presencia de diferente ganado, pudo celebrarse. Ahora, cuando la popular feria ganadera 8de las más importantes del sur de España) volvía a coger tiró tras un paréntesis en declive o incluso suspenso, una nueva enfermedad ha obligado a trasladarla de fecha.

Así lo decidió el pasado lunes, por unanimidad el Comité Organizador del evento ganadero como medida preventiva ante la alerta sanitaria activada por el Ministerio por los focos de fiebre aftosa detectados en el norte de Marruecos. El riesgo es mínimo en la zona, pero como medida preventiva se apuesta por aplazar el movimiento y concentración del ganado bovino, ovino y caprino hasta octubre.

Desde el Ayuntamiento de Tarifa, el alcalde, Francisco Ruiz y el técnico municipal, Juan Manuel Pérez comisario de la muestra, explicaban que se trata de una medida puramente preventiva. Hasta la fecha en explotaciones ganaderas de la zona no hay riesgos y los sistemas de vigilancia pasiva están en marcha para detectar tempranamente cualquier indicio. Sin embargo, la declaración el pasado enero de nuevos focos de fiebre aftosa en explotaciones ganaderas del norte de Marruecos, concretamente en la región de Tánger-Tetuán obliga a extremar las precauciones. Es lo que valoró el comité organizador de la Feria Ganadera de Tarifa que reúne a ganaderos y veterinarios. El pasado lunes y ante la alerta veterinaria comunicada decidían aplazar la convocatoria con medida preventiva.

 

La otra amenaza.... las elecciones

Pero no es solo la amenaza de contagio de la referida enfermedad, sino que además tal y como estaba programado el evento ganadero coincidía en fecha (inicialmente programada para del 26 al 28 de abril) con la convocatoria de Elecciones Generales, algo que podría repercutir tanto en el evento, como en la propia jornada electoral.

 

Se aplaza pero se sigue perfilando

Desde el Consistorio, impulsor de la feria se apunta a que “a pesar que el cambio de fechas es una medida adoptada como precaución, se sigue trabajando al ritmo previsto. De hecho, la tramitación para la instalación del montaje que requiere una concentración ganadera de estas características sigue su curso con independencia del traslado de fechas a octubre. Lo recalcaba así el alcalde de Tarifa, Francisco Ruiz que apuntaba a la normalidad en el calendario de trabajo trazado.

 

Una enfermedad delicada

La también llamada enfermedad boca-mano-pie– causa graves epizootias, de manera muy infrecuente provoca en cuadros clínicos en el hombre, siendo éstos de carácter transitorio y en general, más benignos. S transmite de animales a personas y de personas a personas. Suele caracterizarse porque tras ser contagiado aparece la fiebre. Además, se pueden producir llagas dolorosas en la boca. Con frecuencia aparecen en el fondo de la boca, en forma de puntitos rojos que se vuelven ampollosos y pueden derivar en llagas.

Dice el refrán…. “que más vale prevenir que curar”, por ello la decisión de aplazar la Feria Ganadera a octubre parece ser una “necesaria decisión que permitirá minimizar riesgos ante la evolución de los focos de la fiebre aftosa detectados en explotaciones del país vecino, y que se transmite fundamentalmente a través de los ganados bovino, ovino, porcino y caprino, es decir, la gran mayoría del ganado participante en la feria ganadera local.