Tarifaaldia

“El despilfarro de Gil García” descuadra el presupuesto

El gobierno del tripartito asume por “responsabilidad política” parte de las deudas heredadas (700.000 euros) del gobierno de Gil entre la que se encuentra la ‘mariscada de Feria’ que generó una deuda al Consistorio de más de 5.220 euros en gambas, jamón y vino

comilonaferia1
Teófila, De Torre, Landaluce, Sanz, el propio Gil, todos comieron y bebieron en la mariscada pero..... se marcharon sin pagar
“El despilfarro de Gil García” descuadra el presupuesto

 

 

El gobierno del tripartito informó ayer de la necesidad de asumir la deuda heredada por “responsabilidad política”. Y es que según informó el Consistorio durante una sesión de pleno extraordinario de ayer, se aprobaron dos puntos han conformado el orden del día. El primero de ellos consistente en la “aprobación del reconocimiento extrajudicial de crédito”, es decir, dar salida viable y administrativa a una cantidad de deuda que asciende a 700.000 euros en total derivada del pago a proveedores.

El gobierno, que no deja de reconocer que se trata de un despilfarro económico y un descontrol del gasto público padecido en la etapa política anterior se ha visto en la obligación de dar vía legal y comenzar a asumir tal deuda.

“Esta situación nueva supone un descuadre manifiesto en los presupuestos municipales que fueron aprobados recientemente, motivo por el que el propio alcalde tarifeño, Francisco Ruiz, reconoce también que son “presupuestos de transición”.

Tan sólo la partida de Turismo, una de las más elevadas de las cuentas del Ayuntamiento, ha sido mermada en parte para poder afrontar la deuda de tal magnitud. Aún así, sigue siendo una de las partidas más elevadas de los últimos tiempos, más alta, incluso, que la recogida por el gobierno anterior. En este punto hacen hincapié los gobernantes actuales porque para éstos el desarrollo turístico de Tarifa y su nueva perspectiva es una de las prioridades. El turismo, para el actual gobierno, está ligado a la cultura, el patrimonio y las tradiciones de los tarifeños y se ha convertido en el eje vertebrador de la actual política. Así se manifestó también en la sesión plenaria de hoy. 

El gobierno ha lamentado “la mala gestión de Juan Andrés Gil”, con partidas contabilizadas que siguen sin comprender los munícipes”. Recuerdan asuntos como los 21.000 euros para un “transformador eléctrico o cantidades más llamativas como la deuda registrada por una comida institucional de la Feria, la ya famosa ‘mariscada de feria’ 2015 donde de una sola sentada los más de 150 comensales (la mayoría cargos institucionales del PP) dieron cuenta de viandas y delicatessen por valor de 5.227,20 euros, así como otras deudas contraídas con proveedores varios.

Comentarios