El Consejo Escolar Municipal acuerda solicitar a la Junta el retraso del inicio del curso

Los aumentos de los contagios en el municipio y el hecho de que la Junta aún no ha revisado los protocolos anti-Covid-19 realizados por todos los centros educativos del término, así lo aconseja

El Consejo Escolar Municipal acuerda solicitar a la Junta el retraso del inicio del curso

 

A pesar que el inicio del nuevo curso escolar 2020-21 ya ha comenzado en su fase preparatoria, y con la presencia en los distintos centros educativos de la comunidad docente y el personal no docente, el Consejo Escolar Municipal determinó que en base a la última oleada de contagios, así como el hecho de que, y a pesar que como ha sido demandado desde la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía a cada centro de enseñanza un protocolo de actuación contra la COVID-19 -que incluye las distintas medidas y actuaciones que desarrollarán cada centro para evitar el contagio- la administración autonómica aún no los ha aprobado y dado el visto bueno-, solicitar a la Junta de Andalucía el aplazamiento de la entrada de alumnos a los centros hasta no tener la aprobación de los distintos protocolos elaborados.

 

Los confirmo ayer la edil de Educación, Sandra Navarro que señaló que “los deberes los han hecho tanto los centros, con la elaboración de los protocolos, como el Ayuntamiento con el Plan de Contención elaborado, que establece de igual forma medidas de limpieza, desinfección, y otras directrices como la adecuación de los entornos urbanos de los colegios e institutos.

 

La reunión del Consejo Escolar Municipal, se celebró en la tarde de ayer, tal y como se tenía previsto y así se comunicó antes de que de manera pública (y conocimiento de ello) solicitó Adelante Tarifa se convocase, precisó la edil Sandra Navarro, y en ella estuvieron representados todos los centros educativos, representantes del gobierno local, fuerzas sindicales y responsables del área Sanitaria del Campo de Gibraltar. La reunión celebrada a las 16:30 horas en el salón de actos de la Casa de la Cultura y en ella se analizaron las últimas noticias relacionadas con los aumentos de contagios en el municipio que han ido apareciendo en las últimas semanas 13 nuevos casos tras el fin de semana hasta la fecha lo que deja un total de 141 casos activos (5 fallecidos desde el inicio de la pandemia). Sobre el tapete también se expusieron las diferentes demandas de cada uno de los 8 centros educativos repartidos en el término municipal. Los distintos representantes de los centros, expusieron que a pesar de haber elaborado como era exigencia de la Junta, sus propios planes y protocolos para evitar contagios de la COVID-19 en las aulas, la consejería de Educación aún no ha aprobado a esos documentos, cuyo visto bueno “es esencial para entender que los métodos y directrices acordadas son la adecuadas para la administración”.

 

Por parte del Área Sanitaria del Campo de Gibraltar, estuvieron presentes en la reunión el director del Centro de Salud Local, así como la persona que hará de enlace entre el sistema sanitario y los centros educativos. Estos expusieron la realidad sanitaria, en torno a la COVI-19 tanto el término municipal como en la comarca. De igual modo, expusieron la metodología a llevar a cabo a través del enlace sanitario en caso de alarmas en los colegios o institutos.

 

Tras tres intensas horas de reunión, las partes representadas acordaron que desde el propio Ayuntamiento y dado el carácter de urgencia (el regreso del alumnado a las aulas se prevé para el próximo jueves) a pesar de que hoy es festivo en el municipio, se ha enviado a la delegación territorial de Educación de la Junta de Andalucía una petición formal de “aplazamiento del inicio del curso 2020-21 hasta no se hayan aprobado por parte de la administración autonómica, todos y cada uno de los informes y protocolos COVID-19 de cada uno de los centros de enseñanzas.

 

La edil Sandra Navarro, apuntó a que, y a pesar desde que el Ayuntamiento se pretende convencer a la Junta de la necesidad de posponer la entrada del alumnado a las aulas, “y como ya lo han solicitado otros ayuntamientos, al final, deben de ser los propios centros de enseñanza quienes realicen de manera individualizada esta petición”. Lo cierto, es que el acuerdo de ayer se adoptó de manera unánime por lo que todo hace pensar que cada uno de los 8 centros de enseñanza y en base a los dos motivos apuntados, solicitarán a la Junta el aplazamiento del regreso al cole.

 

La solicitud del Consistorio, y previsiblemente de los centros, choca con la severidad planteada de manera pública con el consejero de Educación Javier Imbroda quién al respecto del inicio del curso ha declarado Javier Imbroda: "Todos los colegios abrirán el jueves. No habrá retrasos". Además, el consejero no tiene reparos en desdecirse a lo anunciado hace meses señalando que “bajar la ratio es inviable". Imbroda también ha dejado otras perlas como que “el número de profesores positivos es mínimo”, “que los niños menores de 6 años no deben llevar mascarillas” o que “el garantizar la integridad de un profesor no puede poner en riesgo el desarrollo emocional y educativo de un niño”, dando buena cuenta de la consideración e importancia que demuestra a los docentes.

Comentarios