La APBA comienza la rehabilitación del túnel de La Caleta

La empresa OHL asume los trabajos de demolición del muro agrietado y en serio riesgo de derrumbe, recrecido del mismo, recalce de los muros laterales del encauzamiento y recrecido del cauce por un importe total de 49.000 euros

tunelcaletatecnico
Imagen histórica, proyecto técnico y estado actual del túnel de La Caleta/TAD
La APBA comienza la rehabilitación del túnel de La Caleta

Toda vez que el pasado mes de enero la APBA sacase a licitación el estudio de la posible solución técnica (que por un lado evite el deterioro y frene el riesgo de colapso de los muros del ‘Túnel de La Caleta’ que sirve como desembocadura del arroyo de Angorrilla o ‘del Olivar’), la empresa OHL (Obrasco Huarte y Lain SL) comenzó el pasado viernes. los trabajos encaminados a garantizar y rehabilitar la estructura de la que en su momento fue considerada la “obra civil más importante de finales del siglo XIX.”

 

El responsable del área de Desarrollo Sostenible y Coordinador del Puerto de Tarifa, Juan Antonio Patrón ha confirmado a este diario que el plazo de ejecución de los trabajos es de un mes y que la inversión prevista para la intervención es de 49.000 euros.

 

Las actuaciones previstas son: la demolición del muro agrietado con desplome y riesgo de caída hasta parte sana (ya se ha hecho); el recrecido de dicho muro y recuperación de las almenas que tuvo en su coronación antiguamente, el recalce de los dos muros o aletas laterales del encauzamiento de la salida con escollera hormigonada, al igual que se hará el recrecido del cauce erosionado más de 1 metro de la cota original lo que provoca el estancamiento de las aguas justo en la desembocadura; además de la reconstrucción de la mitad de la aleta izquierda pérdida actualmente, previo saneo de escombros del terraplén existente en su lugar.

 

 

El túnel un proyecto histórico consolidado en el siglo XIX

El proyecto de modificación del curso del arroyo de Tarifa data de 1776 pero no sería hasta 1887 cuando se determinara ejecutarlo. Las obras serían adjudicadas en junio de 1887 por 132.999,90 pesetas. Al final, las obras serían ejecutadas los tarifeños Juan y Manuel Pazos Laroche. Según el investigador, Andrés Sarria “el túnel propiamente dicho se presupuestó en algo más de 75.000 pesetas, pero su coste final ascendió a 121.690”. A partir de ahí, el arroyo que entonces discurría por la calle General Copons, Sancho IV, atravesaba la Huerta del Rey y desembocaba en Los Lances junto al castillo de Santa Catalina, cambió de mares y gracias al túnel muere sus aguas en el Mediterráneo en la playa de La Caleta.

 

De aquellas obras, estos restos, que ya son casi arqueológicos y que como características principales está la longitud lineal desde el Olivar a la Caleta de 195 metros. La capacidad de acogida de aguas es de 3,20 metros de ancho por 2,80 de alto. O lo que es lo mismo nueve metros de luz. La pared del túnel está completamente revestida con ladrillos y encima una ligera capa de hormigón hidráulico. El piso está pavimentado con adoquines de piedra de 28x14x14 centímetros.

Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad