Tarifaaldia

AGADEN-EA propone la ampliación en 2.000 hectáreas del Parque Natural del Estrecho para salvarlo de la especulación urbanística

Los ecologistas no entienden como entre La Playa Chica y La Caleta zonas de constado valor medioambiental “quedó incomprensiblemente fuera del parque en su creación ya que la pretendida ampliación portuaria quedó descartada por el MITECO, en el Estudio de Impacto Ambiental”

Propuesta de ampliación del Parque Natural del Estrecho de AGADEN-EA/TAD
Propuesta de ampliación del Parque Natural del Estrecho de AGADEN-EA/TAD
AGADEN-EA propone la ampliación en 2.000 hectáreas del Parque Natural del Estrecho para salvarlo de la especulación urbanística

 

 

El pasado mes de agosto se cerraba el periodo de alegaciones de los Planes de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) y Plan Rector de Uso y Gestión (PRUG) de varios parques naturales de la provincia, entre ellos el PN del Estrecho; dichos planes persiguen entre otro objetivos el adecuar la gestión de los recursos, asegurar la conservación de los procesos naturales y los valores culturales, definen el uso público, promueven la educación y la divulgación de los valores ecológicos e integran a la población de la zona en sus actividades.

 

AGADEN-Ecologistas en Acción ha presentado un total de 224 alegaciones entre las que destacan principalmente la propuesta de ampliar el mismo, con la finalidad de preservar la conectividad ecológica entre los diferentes espacios de este parque y contrarrestar la presión antrópica que se ejerce en el mismo, para evitar una pérdida de las funciones ecológicas, o disminuir el efecto borde y de fragmentación.

 

Las cuatro grandes zonas aportan unas 2000 hectáreas de espacio natural que se añadiría a las más de 19000 existente, zonas que son tanto terrestres como marítimas. En la zona oeste del parque la propuesta abarca la ladera oeste que va de Sierra Plata dirección Atlanterra, donde destacan grandes masas de acebuches y matorral mediterráneo, todo ello asociado a una importante avifauna con especies endémicas en flora; al mismo tiempo que se evita la especulación urbanística que acecha la zona.

 

Otra de las zonas terrestres propuestas son la zona que va desde el extremo norte del parque hasta el cruce de Facinas para llegar a la altura del cruce de Punta Paloma, donde se incluiría toda la ladera de la Sierra de Betis hasta la N-340; así como la zona este en Pelayo con un total de 290 hectáreas que se corresponde a la zona conocida como Marchenilla hasta la N-340 , lugar de gran importancia en la migraciones de aves y como freno a la expansión descontrolada de barriadas anexas.

 

No menos importante es, para AGADEN-EA la zona marítima del parque, donde se incluye la propuesta de 120 hectáreas a ambos lados del puerto de Tarifa, desde la Isla de Tarifa hasta Punta Camorro, dividida en dos zonas: de la isla a playa Chica y zona de La Caleta, lugar que a juicio de los ecologistas “quedó incomprensiblemente fuera del parque en su creación y que tiene valores argumentados ya que la pretendida ampliación portuaria quedó descartada por el MITECO, en el Estudio de Impacto Ambiental”.

Comentarios